Diente a diente de sierra

Opinión | ELCHE CF

Diente a diente de sierra

Jerónimo Tormo,

No hay mal que cieno años dure y el del Elche CF cortó de raíz el pasado viernes su atisbo de crisis ante el mejor rival para curar heridas, el líder de la categoría. Una victoria que vale más que tres puntos al insuflar un plus de confianza en la casilla personal de cada futbolista. El Elche CF de ‘Pacheta’ se ha caracterizado siempre por ser un equipo constante, más allá de los resultados, a la hora de marcar sus pasos. Un ADN que le ha llevado al éxito a pesar de las adversidades. Las derrotas ante RC Deportivo y Córdoba CF se han convertido en piedras en el camino ante las que los franjiverde tenían dos opciones, estancarse o esquivarlas.

El Elche CF de Segunda División tiene su paralelismo en el de Segunda División B.  Si bajas los brazos te diluyes. La temporada pasada nos dejó imágenes en clave franjiverde para el olvido, más allá de situaciones tácticas promovidas desde el banquillo, que demostraron que si un equipo pierde la intensidad se convierte en un conjunto vulgar. Riazor y la Copa del Rey marcaron el camino de lo que nos e debe hacer, el líder fue el mejor bálsamo para curar las heridas.

Ni antes se era tan malo ni ahora se es tan bueno, ni antes se juzgaba poniendo el listón más alto de la realidad ni ahora se debe ensalzar lo que antes nos e ponía sobre el césped. Regularidad, esa es la clave. Ni más ni menos. Ni todas las jornadas se plasmarán con una derrota por 4-0 ni todos los líderes caerán en las manos franjiverde. El que saca pecho se lo hunden y ese mensaje lo tiene muy afianzado ‘Pacheta’, tanto como para dar palo y zanahoria como para recordar que la categoría un día te da una de cal y a la semana siguiente otra de arena.

La nota que debe recibir la plantilla se pondrá a final de temporada, los parciales de nada sirven cuando de lo que se trata no es de aprobar un examen si no de sacar adelante el curso. Las exigencias económicas han obligado a tener que dar forma a un grupo lastrado por el límite salarial, al que hay que unir la hipoteca del ascenso con un gasto condicionado a volver a Segunda División. Si a este grupo le va mejor o peor cada siete días será el fútbol el que lo diga partido a partido, diente a diente de sierra, como a ‘Pacheta’ le gusta señalar, pero si la regularidad se fija desde la intensidad el aprobado con nota estará más cerca.

Te puede interesar

0 comentarios

No hay comentarios en estos momentos